domingo, 28 de junio de 2015

¡¡¡TARTA CRUJIENTE DE MANZANA!!!




¡¡¡TARTA CRUJIENTE DE MANZANA!!!








Una tarta muy fina, saludable y muy buena. No es nada complicada de preparar, y sus ingredientes son muy baratos.
Con ella en vuestra mesa quedaréis como unos expertos en el arte de la cocina.
No me andaré por las ramas, hace mucho calor en Madrid y estar escribiendo esto, me supone estar super incomoda, ni el aire acondicionado me llega hasta donde tengo mi cuarto de leer e Internet. Ya termina este domingo tan caluroso que no nos ha dado ni un poco de tregua, y del que esperamos una noche sin poder dormir.




Ingredientes 6 personas.

  • 6 manzanas golden
  • 80 g de azúcar
  • 5 láminas de pasta filo
  • 1 limón
  • 8 g de canela en polvo
  • 10 ml de ron
  • 100 g de mantequilla derretida
  • 25 g de azúcar glas

Preparación.

Exprimir el zumo al limón, pelar las manzanas y cortarlas en laminas muy finas, retirando el corazón. Disponerlas en un cuenco y regarlas con con el zumo para evitar que se oxiden. Añadir el ron y la canela; remover suavemente para que se impregnen por igual. Reservamos.

Forrar un molde redondo de tarta, con una hoja de papel de horno.
Lo cubrimos con una lamina de pasta filo, dejando que sobresalgan por encima del borde del molde. Si con una lámina de pasta no cubrís el molde utilizar las que necesitéis, yo puse un molde de 20 cm y utilice dos por cada capa.
Las pincelamos con mantequilla fundida con una brocha, y espolvoreamos con azúcar. Repetir la operación 4 veces , hasta  obtener 5 capas de masa. Esto hay que hacerlo rápido, pues las láminas de pasta filo se secan enseguida.






Rellenar la pasta filo con las manzanas y doblar hacia dentro las puntas que sobresale. Pintamos con más mantequilla fundida y espolvoreamos con el azúcar glas.

Tendremos el horno precalentado a 180º.

Horneamos la tarta durante 30 minutos, hasta que la masa que cubre el relleno esté ligeramente dorada. Esperar a que este templada para desmoldar y servir enseguida. Yo puse un molde desmontable.
 Podéis poner un poco más de azúcar glas para adornar, o lo que más os guste.





Me ha encantado esta tarta, es super ligera y su crujiente maravilloso. Ojalá la hagáis algún día, es perfecta para después de una comida copiosa, o para este tiempo de calores. Los amantes de las tartas de manzana os agradecerán este pastel.









Os mando muchos besos y una nueva semana, algo más fresquita. Se os quiere.

                                                  ISA

No hay comentarios:

Publicar un comentario